Pouille pasa a semifinal del abierto de australia
Open de Australia,  Pouille

Pouille, “No esperaba estar en semifinales o cuartos”

Pouille gana a Raonic y da la sorpresa en el Abierto de Australia 2019

Lucas Pouille se ha convertido en una de las “sorpresas” del Open de Australia 2019. El tenista  francés ha conseguido derrotar a una de las sensaciones del torneo, el canadiense Milos Raonic por 7-6(4), 6-3, 6-7(2) y 6-4.

Pouille jugará su primera semifinal de un Gran Slam, su rival será el 6 veces campeón del Open de Australia, el número 1 del mundo, Novak Djokovic.

Lucas Pouille tras un 2018 muy difícil, con unos resultados pobres para su nivel de tenis ha comenzado 2019 de forma totalmente distinta, jugando un gran tenis.

Ha recuperado la ilusión por el tenis, y este le ha llevado a disfrutar de su mejor torneo en un Gran Slam de su vida.

Resumen Pouille vs Raonic Open Australia 2019


 

Hoy se enfrentaba ante un tenista con una gran confianza y que venía jugando muy agresivo en Melbourne, el poderoso Milos Raonic. Tras su gran victoria frente al canadiense Pouille reconoció que no esperaba ganar a Milos y ni mucho menos colarse en las semifinales del Open de Australia 2019.

Pouille “quería ir paso a paso”

 “¿Si tenía expectativas bajas? Por supuesto”, afirmó Lucas Pouille. “Estoy convencido que si hubiera preguntado a alguien antes del torneo ‘¿Qué crees que haré en el Abierto de Australia?’ No creo que alguien hubiera dicho semifinales o incluso más allá. Había bajas expectativas fuera de mi equipo, pero también yo las tenía en mí mismo. No esperaba estar en semifinales o cuartos”.

Pouille y su mala racha en 2018

El tenista francés habló abiertamente sobre su difícil 2018 donde perdió la confianza y motivación para seguir compitiendo en el tenis.

 “Creo que eso pasa en algún momento a todos los tenistas”, afirmó. “He jugado a tenis más de 16 años. Era la primera vez que me pasaba. Había perdido esas ganas de estar en pista, ya no disfrutaba entrenando, no me motivaba entrenar duro. Luego pierdes un partido, dos, tres… Y pierdes confianza. Es duro recuperarse cuando no disfrutas”.

Necesité un tiempo para pensar en mí, en mi carrera y en cómo quería hacer las cosas.”

Así no podía seguir, me dije a mi mismo que tenía dos opciones, seguir así o disfrutar jugando en las mejores pistas del mundo y conseguir grandes cotas”

“Al darme cuenta de ello dije ahora toca mover el trasero y trabajar, y así es cómo volví.”

Amelie Mauresmo la gran artífice de la mejoría de Pouille

La resurrección de Pouille tiene un nombre y ese es el de la ex tenista francesa Amelie Mauresmo, su actual entrenadora.

 “Amelie aporta mucha confianza a mi juego, a mi personalidad y a mi mentalidad. El objetivo de empezar a trabajar con ella no era llegar a una final, a una semifinal o algo así. La meta es mejorar mi tenis, trasladar lo que trabajamos en el entrenamiento a un partido. Eso me quita presión, porque me centro en mi juego, no en las consecuencias o los resultados”.

La importancia de un gran entrenador en el tenis es vital, Pouille siente de nuevo la ilusión por este maravilloso deporte, y en parte es gracias a las ganas y motivación de Mauresmo.

Está muy motivada siempre. Se concentra en cada bola durante el entrenamiento pero al mismo tiempo es muy relajada y el ambiente es genial. No somos muy serios cuando estamos en el banco. Podemos reírnos y hacer bromas. Pero cuando empezamos a entrenar, estamos muy concentrados. Tenemos ese equilibrio”.

El viernes el francés tendrá un duro test frente a Djokovic, buscará jugar su primera final de un Grand Slam. Pouille “el renacido” jugará sin presión y eso le convierte en un tenista muy peligroso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *